Orejas despegadas – otoplastia

OREJAS DESPEGADAS

Se dice que las orejas están despegadas cuando presentan una o varias de las particularidades siguientes:
– Ausencia de plicatura de la zona denominada «antihélix».
– Ángulo demasiado pronunciado entre el caracol y el hueso situado atrás de la oreja.
– Hipertrofia del hueco de la oreja denominado “caracol”.
 

INTERVENCIÓN DE OREJAS DESPEGADAS

La cirugía correctora de orejas despegadas se denomina otoplastia.
 Dicha intervención la cubre la seguridad social en caso de exclusión social, sin que se requiera un acuerdo previo. La otoplastia se recomienda a los niños a partir del momento en que lo solicitan explícitamente, lo que suele ocurrir a partir de 7 años. 
La cirugía de las orejas despegadas se realiza con anestesia general en el ambulatorio, durante unos 35 minutos cada lado. La incisión se realiza detrás de la oreja. El cartílago se debilita y luego se pliega con ayuda de hilos. La piel se sutura la mayoría de las veces con hilos reabsorbibles que no han de ser retirados. La otoplastia es por norma general poco dolorosa. La venda se retira tras 48 horas, y las orejas se dejan al aire libre. Las orejas pueden estar hinchadas y azuladas durante unos10 días. Es necesario llevar una venda flexible no compresiva durante 15 días por la noche, y evitar los deportes con riesgo de contacto de 1 a 3 meses.

REDUCCIÓN DEL LÓBULO DE LA OREJA